25.2.21

Nunca hay que apoyar una empresa Zombi


Parece una tontería repetirlo, pero nunca hay que intentar salvar una empresa Zombi. Y aquí entra el debate de saber en qué momento, a partir de qué punto, una empresa ya no tiene ninguna viabilidad ni con ayudas ni con apoyos externos. Los bancos saben bastante de esto, pero juegan con un conservadurismo excesivo. Ellos se adelantan al futuro muchos años y califican de zombis incluso empresas que sí tienen solución si se les apoya con tiento y sobre todo con apoyos de asesoría y de cambios estructurales.

En Aragón hemos tenido una empresa Zombi repartida por medio mundo que muchos ya sabíamos que era Zombi desde hace décadas. Parece increíble, pero a veces con conocer algo de sus dirigentes y sus tiempos pasados, ya tienes una buena pista para saber qué futuro se le puede prever. 

También es cierto que hay empresas Zombis que se han convertido en un tamaño tan peligroso que parece imposible no caer en la trampa de intentar salvarlas. Tamaño, nombre, marca, estructura social, deudas tan grandes con entidades y proveedores, que es mas barato intentar ayudarles que dejarles caer. Aunque todos sepamos de antemano que son Zombis desde hace años. 

Meter dinero, ayudas en una empresa Zombi es tirarlo a la basura. Así que si lo siguen pidiendo y son los mismos responsables, hay que estar atentos a los motivos y al destino de esas ayudas. A veces estar atentos sirve para descubrir curiosidades. 

No hay comentarios: