Ya fabricamos embriones fuera del útero, sin madre ni cuerpos vivos

Ya se está investigando con embriones de monos que llegan a los 20 días de vida “fabricados” fuera de úteros, de madre, de cuerpos vivos. Lo están haciendo en China con investigadores españoles entre otros. Se abre un ciclo complejo de entender y de asimilar. ¿Hasta dónde? 

Estaba prohibido hacerlo con más de 14 días de vida donde habíamos colocado el límite moral planteado hasta la fecha. Pero ahora se lo saltan haciendo las investigaciones con monos y con con embriones humanos. El límite entre 14 y 20 días de vida es muy importante para seguir investigando la formación de las diferentes partes del cuerpo vivo.

Son fábricas de seres vivos, fábricas sin sexo, sin mujeres ni hombres, solo con laboratorios. Fábricas para seleccionar, para fabricar en serie, para fabricar según necesidades. 

Vida que podría nacer con más programación y manipulación de lo que hoy sucede con las doradas, las truchas o las ostras en las piscifactorías. 

Caben todos los comentarios y temores posibles. Cabe todo, incluido pararlo si antes no estamos seguros de para qué lo estamos investigando.