Páginas

2.2.18

Zaragoza empieza a resentirse. Pero poco

Sobre la ciudad de Zaragoza han caído en este año sendas leyes y reformas desde su/nuestro Gobierno de Aragón, que sin darnos cuenta nos han jodido bien jodidos como ciudad y como ciudadanos. Pero la tribu no se ha enterado, pues no somos capaces de saber aquello que no se nos explica. 

La Ley de Capitalidad es una… ¿se puede decir mierda? para Zaragoza ciudad, y la que ya va camino del desarrollo final como Ley de la Comarca Central es otra patada en la entrepierna a la ciudad de Zaragoza, donde viven más de la mitad de los aragoneses.

Pero al Gobierno de Aragón le va a estallar la situación con el ICA y por Sucesiones, pues no hay nada que se entienda mejor entre las gentes que el tener que pagar más o menos impuestos. Eso la derecha lo borda y sabe sacarle jugo y crítica de forma muy fácil.

La izquierda nunca ha sabido explicar que los impuestos son positivos. Nunca ha querido entrar en ese barro para bajarlo a la calle pues explicarlo de forma fácil no es sencillo, pero debería ser fundamental para el Estado Social de Bienestar. Excepto que la corrupción sea el motor de la política y por ella se nos escapen las explicaciones y las razones.

Al final pasará Lamban y su Gobierno a la pequeña historia de Aragón como el que quiso quitar el Impuesto de Sucesiones —un impuesto correcto si es progresivo— y por meternos a los zaragozanos el ICA, como ya lo pagan todos los aragoneses y españoles. 


Si, si, lo sé, nosotros tenemos una depuradora pagada con los "dinericos" de los zaragozanos, que por cierto si se hubieran encendido los focos en su momento, igual nos entraban cagaleras por su coste y financiación. Y el ICA parece un impuesto por el que los zaragozanos tenemos que pagar el doble que todos los demás. El antes cuando hicimos la depuradora y el ahora con el impuesto nuevo.

Otra mal explicación u otro silencio, pues callados estamos mejor.